Nuevos Aliados Para La Conservación Del Bosque Seco Tropical En El Huila

Nuevos aliados para la conservación del Bosque Seco Tropical en el Huila

El manejo integrado y sostenible de las 11,079 hectáreas de la zona de restauración ecológica de Bosque Seco Tropical son prioridad para Enel-Emgesa y la Fundación Natura. La comunidad que hace parte de la zona de amortiguación, juega un papel importante para avanzar en este propósito. Es por eso que, para esta segunda fase del Plan de Restauración, se han realizado acercamientos con las comunidades aledañas a la zona declarada como área de reserva de la sociedad civil “Cerro Matambo”, interesadas en aportar a la conservación de la biodiversidad y los procesos de restauración que se adelantan.

Como resultado de las socializaciones y acercamientos realizados, algunos propietarios de fincas ubicadas en las zonas aledañas a la reserva, han expresado su interés en destinar áreas para la conservación e involucrarse de manera directa en la implementación de prácticas sustentables para el manejo de sus fincas.

Este es el caso del ingeniero forestal Libardo Ramírez, quien es propietario del predio “La Loma”, en la vereda Domingo Arias del municipio Paicol (Huila), quien se interesó por conocer las acciones para la restauración del Bosque Seco Tropical, considerado por él comoel bosque más amenazado del país, que ha sido alterado a lo largo de la historia de Colombia debido a las actividades agrícolas y pecuarias de los antepasados, se siente motivado a ser partícipe a mediano plazo de poder manejar de manera responsable, desde su propiedad privada, las áreas destinadas para restauración ecológica”.

Libardo, con la expectativa de lograr que “toda la riqueza desde el punto de vista faunístico,  forestal y biológico sea dada a conocer a la sociedad para que la generación de ahora y las generaciones futuras cuenten con un insumo muy importante para atraer turistas y continuar potencializando el municipio de Paicol en el ámbito turístico, y que se enriquezca con los estudios científicos que se desarrollan entorno a la restauración ecológica, se articula con Enel-Emgesa y la Fundación Natura para planificar y proyectar su finca hacia el turismo investigativo y ecológico, de tal manera que se conserve y aproveche la biodiversidad presente en el territorio.

Para ello, la Fundación Natura a través de la vinculación de un pasante SENA, Tecnólogo en Guianza Turística, apoyará la caracterización para la planificación de la finca La Loma y la identificación de aspectos potenciales para el ecoturismo como: infraestructura, atractivos turísticos, posibles senderos, fauna y flora presente, entre otros.

Rafael Eduardo Rojas Arguelle del municipio de Paicol, tecnólogo en Mercado de Productos Ecoturísticos y aprendiz SENA del tecnólogo en Guianza Turística, será el encargado, durante su etapa productiva, de apoyar el reconocimiento del potencial turístico e investigativo de la zona de amortiguación en el municipio de Paicol, especialmente en la  finca “La Loma”, con el propósito de proyectar un circuito turístico de avistamiento de aves y de primates como el mono maicero; así como la riqueza paisajística que se puede apreciar en la zona de reserva Cerro Matambo, lo cual, como lo resalta Rafael, permitirá “continuar potencializando el municipio de Paicol como uno de los destinos turísticos más visitados del departamento del Huila”.

Registro Fotográfico

Libardo Ramírez, propietario finca La Loma y Francisco Torres Romero, jefe de proyecto Plan de Restauración Ecológica de BsT compartiendo experincias y resultados de los trabajos investigativos desarrollados en la zona de restauración y publicados en revista científica Caldasia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *